Giustiniano pide crecer desde dentro para poder doblegar a los rivales

CVM 18-02-2020 - Voleibol

  • El último fichaje del C.V. Melilla subraya: “Debemos enfocarnos más en nuestro juego y en cómo hacer daño en el saque”

Mariano Giustiniano, receptor-atacante del Club Voleibol Melilla, fue uno de los jugadores destacados del encuentro del pasado sábado, pese a la derrota ante el Arenal Emevé de Lugo por el resultado de 1-3. El nuevo fichaje tuvo una gran aportación ofensiva, con 15 puntos y 5 aces. Sin embargo, el jugador argentino dijo que no fue el debut deseado, “ya que tenía muchas ganas de empezar bien, con el pie derecho, pero no pudo ser, así que ahora sólo queda trabajar para el próximo partido ante el C.V. Manacor”.

No obstante, en lo personal completó un buen encuentro, principalmente desde los nueve metros. “En el primer set saqué bastante bien y me encontré cómodo, pero después no puede hacer más puntos, pero como he comentado antes estoy triste porque no pudimos ganar, que era a lo que venía y a sumar la mayor cantidad de puntos en los demás encuentros para tratar de evitar el descenso”.

Por su parte, el entrenador Salim Abelkader se mostró bastante enfadado al término del encuentro ante el conjunto gallego con la actuación arbitral, pero el receptor argentino no quiero opinar al respecto. “De los árbitros prefiero no hablar, aunque como es lógico hay errores para los dos lados, pero creo que debemos enfocarnos más en nuestro juego y en cómo hacer daño en el saque, pues en el primer set estuvimos muy bien”.

Por otro lado, es consciente que la permanencia “está muy complicada, pero es una apuesta que vine a hacer aquí”, pero consideró que ahora solo “debemos pensar en ganar los cinco partidos que nos quedan y ver qué es lo que nos deparan los demás equipos, ya que tenemos que esperar a conocer los resultados”.

Mariano Giustiniano explicó también los motivos que le convencieron para venir a Melilla, pese a que el conjunto melillense es el colista de la Superliga Masculina. “El equipo en el que he jugado esta temporada estaba bien clasificado, en la tercera o en la cuarta posición, pero había problemas con el club, que no estaba pagando, hablé con Salim Abdelkader, me comentó la posibilidad de venir aquí y lo hablé con mi familia. Creo que es una buena oportunidad, pues si salen las cosas bien puedo hacer una carrera deportiva aquí”.

Para finalizar, se mostró confiado en jugar a un “mejor nivel” que en el encuentro del pasado sábado. “El pasado jueves llegué a Melilla y entrené por primera vez con el equipo, mientras que Gustavo Nogueira, que es el colocador y pieza fundamental en el equipo, casi no pudo entrenar, ya que estaba con unas molestias en la rodilla, pero conforme avance los entrenamientos de esta semana podremos tener un poco más de química para poder entrar un poco más en ataque, que es mi fuerte”.

Giustiniano pide crecer desde dentro para poder doblegar a los rivales

  • El último fichaje del C.V. Melilla subraya: “Debemos enfocarnos más en nuestro juego y en cómo hacer daño en el saque”

Mariano Giustiniano, receptor-atacante del Club Voleibol Melilla, fue uno de los jugadores destacados del encuentro del pasado sábado, pese a la derrota ante el Arenal Emevé de Lugo por el resultado de 1-3. El nuevo fichaje tuvo una gran aportación ofensiva, con 15 puntos y 5 aces. Sin embargo, el jugador argentino dijo que no fue el debut deseado, “ya que tenía muchas ganas de empezar bien, con el pie derecho, pero no pudo ser, así que ahora sólo queda trabajar para el próximo partido ante el C.V. Manacor”.

No obstante, en lo personal completó un buen encuentro, principalmente desde los nueve metros. “En el primer set saqué bastante bien y me encontré cómodo, pero después no puede hacer más puntos, pero como he comentado antes estoy triste porque no pudimos ganar, que era a lo que venía y a sumar la mayor cantidad de puntos en los demás encuentros para tratar de evitar el descenso”.

Por su parte, el entrenador Salim Abelkader se mostró bastante enfadado al término del encuentro ante el conjunto gallego con la actuación arbitral, pero el receptor argentino no quiero opinar al respecto. “De los árbitros prefiero no hablar, aunque como es lógico hay errores para los dos lados, pero creo que debemos enfocarnos más en nuestro juego y en cómo hacer daño en el saque, pues en el primer set estuvimos muy bien”.

Por otro lado, es consciente que la permanencia “está muy complicada, pero es una apuesta que vine a hacer aquí”, pero consideró que ahora solo “debemos pensar en ganar los cinco partidos que nos quedan y ver qué es lo que nos deparan los demás equipos, ya que tenemos que esperar a conocer los resultados”.

Mariano Giustiniano explicó también los motivos que le convencieron para venir a Melilla, pese a que el conjunto melillense es el colista de la Superliga Masculina. “El equipo en el que he jugado esta temporada estaba bien clasificado, en la tercera o en la cuarta posición, pero había problemas con el club, que no estaba pagando, hablé con Salim Abdelkader, me comentó la posibilidad de venir aquí y lo hablé con mi familia. Creo que es una buena oportunidad, pues si salen las cosas bien puedo hacer una carrera deportiva aquí”.

Para finalizar, se mostró confiado en jugar a un “mejor nivel” que en el encuentro del pasado sábado. “El pasado jueves llegué a Melilla y entrené por primera vez con el equipo, mientras que Gustavo Nogueira, que es el colocador y pieza fundamental en el equipo, casi no pudo entrenar, ya que estaba con unas molestias en la rodilla, pero conforme avance los entrenamientos de esta semana podremos tener un poco más de química para poder entrar un poco más en ataque, que es mi fuerte”.