El Melilla Baloncesto necesita de dos prórrogas para tumbar al líder

CMB 01-02-2020 - Melilla Baloncesto

  • Los azulinos a puntos estuvieron de ver peligrar su triunfo por el escaso acierto desde el tiro libre

El encuentro entre melillenses y vallisoletanos comenzaba con el homenaje de ambos equipos al reciente fallecido jugador estadounidense Kobe Bryant, agotando ambos la primera posesión de 24 segundos. Una vez rendido tributo póstumo a la estrella del baloncesto mundial, arrancaba el encuentro. Y lo hacía con un Melilla Baloncesto que corría y anotaba con fluidez, lo que le valía marcharse 7-0 en el electrónico y obligaba a Hugo López a parar por primera vez el partido. Carramimbre Valladolid recurría a la zona ante los problemas de gripe de varios de sus jugadores. La jugada le salía bien para mantenerse en partido, si bien los triples de Matulionis permitía al Decano marcharse con ocho de ventaja al final del primer acto (18-10).

El acierto exterior se mantuvo en los primeros minutos del segundo cuarto, donde los de Alejandro Alcoba llegaron a mandar hasta por doce puntos de diferencia (26-14). Pero la producción desde más allá del arco se paró en seco, mientras los pucelanos continuaba en zona. A Melilla Baloncesto le costaba ver aro y ello se trasladaba a la defensa. Carramimbre Valladolid se acercaba en el marcador (30-28) tras un triple de Bartley a un minuto para el descanso. Ventaja que los azulinos consiguieron mantener al descanso gracias a dos buenas acciones en las continuaciones de Hartwich. Con 35-33 se llegaba al final de la primera mitad.

Carramimbre Valladolid se ponía por delante nada más reanudarse el encuentro (35-38). Emergió entonces Matulionis como líder azulino para desatascar el ataque melillense. Dos triples consecutivos del lituano ponían de nuevo a Melilla Baloncesto al mando del partido (41-38). Entre Matulionis y Agada los de la Ciudad Autónoma seguían mandando en el encuentro, pero a base de tiros libres y un sensacional Bartley las ardillas seguían agarrándose al partido al final del tercer cuarto (56-54).

 

La igualdad se mantuvo en el último cuarto. Los tiros libres no permitían a Melilla Baloncesto abrir diferencias y llegaba a 28 segundos para el final con dos puntos de ventaja, tras una canasta de Sidibé. Leimanis daba la replica y empataba el partido a 69 a 7.2 segundos. Agada lo intentaba desde el triple, pero erraba y el partido se iba a prórroga.

 

En el tiempo extra, el Decano seguía sin estar acertado desde el tiro libre lo que permitía a Carramimbre Valladolid a empatar nuevamente el choque (77-77), tras anotar Bartley uno de los dos lanzamientos desde la línea de 4.60 metros. Uclés anotaba en la siguiente pero fuera de tiempo y el encuentro se iba a la segunda prórroga.

Con los equipos muy mermados por los jugadores expulsados con faltas, tres por cada equipo, arrancaban los que serían los últimos cinco minutos de encuentros. Luke anotaba cinco puntos para dar aire a los azulinos (81-77). Desde el triple los pucelanos conseguían ponerse de nuevo al mando del partido (82-83) a falta de dos minutos. El bajo porcentaje en los lanzamientos libres volvía a aparecer, pero el buen hacer defensivo hacían que el daño fuera menor y conseguir llevarse la victoria por 88-85.

El Melilla Baloncesto necesita de dos prórrogas para tumbar al líder

  • Los azulinos a puntos estuvieron de ver peligrar su triunfo por el escaso acierto desde el tiro libre

El encuentro entre melillenses y vallisoletanos comenzaba con el homenaje de ambos equipos al reciente fallecido jugador estadounidense Kobe Bryant, agotando ambos la primera posesión de 24 segundos. Una vez rendido tributo póstumo a la estrella del baloncesto mundial, arrancaba el encuentro. Y lo hacía con un Melilla Baloncesto que corría y anotaba con fluidez, lo que le valía marcharse 7-0 en el electrónico y obligaba a Hugo López a parar por primera vez el partido. Carramimbre Valladolid recurría a la zona ante los problemas de gripe de varios de sus jugadores. La jugada le salía bien para mantenerse en partido, si bien los triples de Matulionis permitía al Decano marcharse con ocho de ventaja al final del primer acto (18-10).

El acierto exterior se mantuvo en los primeros minutos del segundo cuarto, donde los de Alejandro Alcoba llegaron a mandar hasta por doce puntos de diferencia (26-14). Pero la producción desde más allá del arco se paró en seco, mientras los pucelanos continuaba en zona. A Melilla Baloncesto le costaba ver aro y ello se trasladaba a la defensa. Carramimbre Valladolid se acercaba en el marcador (30-28) tras un triple de Bartley a un minuto para el descanso. Ventaja que los azulinos consiguieron mantener al descanso gracias a dos buenas acciones en las continuaciones de Hartwich. Con 35-33 se llegaba al final de la primera mitad.

Carramimbre Valladolid se ponía por delante nada más reanudarse el encuentro (35-38). Emergió entonces Matulionis como líder azulino para desatascar el ataque melillense. Dos triples consecutivos del lituano ponían de nuevo a Melilla Baloncesto al mando del partido (41-38). Entre Matulionis y Agada los de la Ciudad Autónoma seguían mandando en el encuentro, pero a base de tiros libres y un sensacional Bartley las ardillas seguían agarrándose al partido al final del tercer cuarto (56-54).

 

La igualdad se mantuvo en el último cuarto. Los tiros libres no permitían a Melilla Baloncesto abrir diferencias y llegaba a 28 segundos para el final con dos puntos de ventaja, tras una canasta de Sidibé. Leimanis daba la replica y empataba el partido a 69 a 7.2 segundos. Agada lo intentaba desde el triple, pero erraba y el partido se iba a prórroga.

 

En el tiempo extra, el Decano seguía sin estar acertado desde el tiro libre lo que permitía a Carramimbre Valladolid a empatar nuevamente el choque (77-77), tras anotar Bartley uno de los dos lanzamientos desde la línea de 4.60 metros. Uclés anotaba en la siguiente pero fuera de tiempo y el encuentro se iba a la segunda prórroga.

Con los equipos muy mermados por los jugadores expulsados con faltas, tres por cada equipo, arrancaban los que serían los últimos cinco minutos de encuentros. Luke anotaba cinco puntos para dar aire a los azulinos (81-77). Desde el triple los pucelanos conseguían ponerse de nuevo al mando del partido (82-83) a falta de dos minutos. El bajo porcentaje en los lanzamientos libres volvía a aparecer, pero el buen hacer defensivo hacían que el daño fuera menor y conseguir llevarse la victoria por 88-85.