Ribas ensalza la adaptación del HLA Alicante

CMB 01-10-2019 - Melilla Baloncesto

  • El conjunto levantino, recién ascendido, cuenta con una plantilla muy compensada

El segundo entrenador del Melilla Baloncesto, Jordi Ribas, nos trae “La Pizarra”. Una sección en la que intenta dar algunos conceptos básicos para conocer mejor a nuestro próximo rival, HLA Alicante. Y lo primero que ha hecho ha sido dejar claro que no será un rival fácil, a pesar de ser un recién ascendido.

“Alicante es un recién ascendido, pero perfectamente podríamos decir que el equipo lleva varias temporadas en la LEB ORO, ya que en esta primera jornada hemos visto que se han adaptado muy bien”.

Ribas pone de relieve dos posiciones que marcan la diferencia en el próximo rival azulino. “Cuentan con las dos posiciones principales como son el base y el pívot muy bien cubiertas. Con ellas conectan muy bien el juego desde el bloqueo directo con balón interior a Galán o Fall. Ambos han destacado en la primera jornada”.

En esa descripción que realiza, señala que “en la posición de base encontramos a Pitts. Un gran anotador ya sea penetrando, tirando o campo abierto. Y la experiencia de Llompart, quien cuenta con amplia y dilatada experiencia en ACB y les da ese punto de calma en el juego”. A lo que añade: “Tienen una buena defensa de rotaciones con Ortega y Smith, sin olvidarnos de lo tiros liberados de este último que pueden hacernos mucho daño”.

Cuestionado por cómo jugará el rival en ataque, Jordi Ribas expone que “buscarán la alternativa del bloqueo directo y situaciones de uno contra uno, donde tienen jugadores muy físicos y con buenas capacidades de penetración”. Y en defensa, concreta “tenemos que tener paciencia y ser inteligentes para intentar imponer el ritmo que más nos interesa y no contagiarnos del ritmo eléctrico que imponen”.

Por último, responde a una pregunta típica antes de cualquier encuentro, dónde estará la clave del partido. “La clave estará en el juego interior y en dominar los dos tableros. Ellos tienen jugadores con gran capacidad de tapón y de rebote, tanto ofensivo como defensivo. Creo que va a ser una lucha de titanes en los dos aros”, concluye.

Ribas ensalza la adaptación del HLA Alicante

  • El conjunto levantino, recién ascendido, cuenta con una plantilla muy compensada

El segundo entrenador del Melilla Baloncesto, Jordi Ribas, nos trae “La Pizarra”. Una sección en la que intenta dar algunos conceptos básicos para conocer mejor a nuestro próximo rival, HLA Alicante. Y lo primero que ha hecho ha sido dejar claro que no será un rival fácil, a pesar de ser un recién ascendido.

“Alicante es un recién ascendido, pero perfectamente podríamos decir que el equipo lleva varias temporadas en la LEB ORO, ya que en esta primera jornada hemos visto que se han adaptado muy bien”.

Ribas pone de relieve dos posiciones que marcan la diferencia en el próximo rival azulino. “Cuentan con las dos posiciones principales como son el base y el pívot muy bien cubiertas. Con ellas conectan muy bien el juego desde el bloqueo directo con balón interior a Galán o Fall. Ambos han destacado en la primera jornada”.

En esa descripción que realiza, señala que “en la posición de base encontramos a Pitts. Un gran anotador ya sea penetrando, tirando o campo abierto. Y la experiencia de Llompart, quien cuenta con amplia y dilatada experiencia en ACB y les da ese punto de calma en el juego”. A lo que añade: “Tienen una buena defensa de rotaciones con Ortega y Smith, sin olvidarnos de lo tiros liberados de este último que pueden hacernos mucho daño”.

Cuestionado por cómo jugará el rival en ataque, Jordi Ribas expone que “buscarán la alternativa del bloqueo directo y situaciones de uno contra uno, donde tienen jugadores muy físicos y con buenas capacidades de penetración”. Y en defensa, concreta “tenemos que tener paciencia y ser inteligentes para intentar imponer el ritmo que más nos interesa y no contagiarnos del ritmo eléctrico que imponen”.

Por último, responde a una pregunta típica antes de cualquier encuentro, dónde estará la clave del partido. “La clave estará en el juego interior y en dominar los dos tableros. Ellos tienen jugadores con gran capacidad de tapón y de rebote, tanto ofensivo como defensivo. Creo que va a ser una lucha de titanes en los dos aros”, concluye.