La Federación de Baloncesto se apunta el partido navideño ante la APDM

APDM 18-12-2018 - Baloncesto

  • El conjunto federativo ganó este tradicional encuentro por 44-42

El equipo de la Federación Melillense de Baloncesto rompió la racha de derrotas que venía sufriendo en los últimos años y se impuso, aunque por la mínima, al combinado de la Asociación de la Prensa Deportiva de Melilla, en el tradicional choque navideño, disputado en el pabellón Guillermo García Pezzi, bajo una gran expectación.  Al encuentro, que registró un marcador final de 44-42, asistieron los presidentes de ambas entidades, Javier Almansa por el lado federativo y Avelino Gutiérrez, por el de los periodistas deportivos.

Con Javier Nieto, el entrenador de las dos Copas Príncipe de Asturias al frente del Club Melilla Baloncesto, auxiliado por Sito Gómez, en el banquillo federativo y Salva García Guerrero con Avelino Gutiérrez como ayudante, oficiando de coach en el de la APDM, voló el primer balón que iniciaba uno de los eventos más esperados en estas fiestas navideñas, que llega ya a su novena edición. Un choque que se disputa como si de una final de campeonato se tratara, con árbitros federados, mesa de anotadores, en este caso anotadoras, y reglas FIBA. Todo un lujo pero que viene a evidenciar el interés que todos pone en el mismo, ya que, en definitiva, viene a evidenciar la plena simbiosis existente entre federativos, en este caso del baloncesto como puede ser cualquier otra modalidad deportiva, y periodistas, a pesar de que sus casi diarias relaciones tensen en ocasiones los hilos de la más fluida comunicación.

El partido tuvo sus altibajos, con unos inicios prometedores para los federativos en tanto que los informadores tardaron en entrar en calor, lo que puso un 8-0 en el marcador local. Jorge Casaña, rebañando todo lo que caía bajo el aro contrario, Carlos Busto, Juan Carlos Platero, Carlos Giz y el ex campeón de España de pesca, Juanmi Pérez, fue el quinteto encargado de parar a los federativos que contaron, como ocurre cada año, con ex jugadores semi profesionales como son los casos de Paco Pino y Lino Ferrer, almas mater, especialmente el primero, a la hora de decantar el marcador a su favor.

El primer cuarto lo ganaron los federativos por 11-4 mientras que los periodistas se impusieron en el segundo (9-11), dejando las espaldas en alto para la continuación. En el tercer cuarto, la entrada de Ricardo Fernández y los refuerzos de J. Almansa y López, permitió a los informadores (que echaron de menos la aportación de su pívot titular Fausto Mas, lesionado) ponerse por delante en el marcador con un claro 8-14 que dejaba todo en el aire para los últimos minutos. En este tiempo final se produjo la reacción federativa comandada por la potencia de Ferrer y la rapidez de un Paco Pino que está como en sus mejores tiempos y que se fue a los doce puntos, convirtiéndose en el mejor anotador del encuentro, mientras que por los miembros de la entidad que aglutina a los periodistas deportivos de Melilla, de los diferentes sectores de radio, televisión, prensa escrita, fotógrafos, cámaras y periódicos digitales… Jorge Casaña elevó su anotación a diez puntos.

Al final, satisfacción en ambos bandos y elogios para la actitud de unos y otros, con críticas unánimes para la pareja arbitral formada por Pablo Villegas e Ilias Mohatar, y parabienes para el trío de anotadoras Susana Aguilera, Armanda Luque y Laura Pita, con brindis posterior, en el trascurso de la tradicional copa de vino de hermandad, celebrada en esta ocasión en el Bar Aragón, porque siga la buena salud del baloncesto melillense en particular y del deporte en general.

Por parte de los federativos jugaron A. González, J. Centelles, M. Campaña, Lino Ferrer, Paco del Pino, A.M. Rodríguez y J.M. López, mientras que por la APDM lo hicieron Carlos Bustos, Juan Carlos Giz, Juanmi Pérez, Juan Carlos Platero, Jorge Casaña, Ricardo Fernández, J. Almansa y A. Sánchez.

La Federación de Baloncesto se apunta el partido navideño ante la APDM

  • El conjunto federativo ganó este tradicional encuentro por 44-42

El equipo de la Federación Melillense de Baloncesto rompió la racha de derrotas que venía sufriendo en los últimos años y se impuso, aunque por la mínima, al combinado de la Asociación de la Prensa Deportiva de Melilla, en el tradicional choque navideño, disputado en el pabellón Guillermo García Pezzi, bajo una gran expectación.  Al encuentro, que registró un marcador final de 44-42, asistieron los presidentes de ambas entidades, Javier Almansa por el lado federativo y Avelino Gutiérrez, por el de los periodistas deportivos.

Con Javier Nieto, el entrenador de las dos Copas Príncipe de Asturias al frente del Club Melilla Baloncesto, auxiliado por Sito Gómez, en el banquillo federativo y Salva García Guerrero con Avelino Gutiérrez como ayudante, oficiando de coach en el de la APDM, voló el primer balón que iniciaba uno de los eventos más esperados en estas fiestas navideñas, que llega ya a su novena edición. Un choque que se disputa como si de una final de campeonato se tratara, con árbitros federados, mesa de anotadores, en este caso anotadoras, y reglas FIBA. Todo un lujo pero que viene a evidenciar el interés que todos pone en el mismo, ya que, en definitiva, viene a evidenciar la plena simbiosis existente entre federativos, en este caso del baloncesto como puede ser cualquier otra modalidad deportiva, y periodistas, a pesar de que sus casi diarias relaciones tensen en ocasiones los hilos de la más fluida comunicación.

El partido tuvo sus altibajos, con unos inicios prometedores para los federativos en tanto que los informadores tardaron en entrar en calor, lo que puso un 8-0 en el marcador local. Jorge Casaña, rebañando todo lo que caía bajo el aro contrario, Carlos Busto, Juan Carlos Platero, Carlos Giz y el ex campeón de España de pesca, Juanmi Pérez, fue el quinteto encargado de parar a los federativos que contaron, como ocurre cada año, con ex jugadores semi profesionales como son los casos de Paco Pino y Lino Ferrer, almas mater, especialmente el primero, a la hora de decantar el marcador a su favor.

El primer cuarto lo ganaron los federativos por 11-4 mientras que los periodistas se impusieron en el segundo (9-11), dejando las espaldas en alto para la continuación. En el tercer cuarto, la entrada de Ricardo Fernández y los refuerzos de J. Almansa y López, permitió a los informadores (que echaron de menos la aportación de su pívot titular Fausto Mas, lesionado) ponerse por delante en el marcador con un claro 8-14 que dejaba todo en el aire para los últimos minutos. En este tiempo final se produjo la reacción federativa comandada por la potencia de Ferrer y la rapidez de un Paco Pino que está como en sus mejores tiempos y que se fue a los doce puntos, convirtiéndose en el mejor anotador del encuentro, mientras que por los miembros de la entidad que aglutina a los periodistas deportivos de Melilla, de los diferentes sectores de radio, televisión, prensa escrita, fotógrafos, cámaras y periódicos digitales… Jorge Casaña elevó su anotación a diez puntos.

Al final, satisfacción en ambos bandos y elogios para la actitud de unos y otros, con críticas unánimes para la pareja arbitral formada por Pablo Villegas e Ilias Mohatar, y parabienes para el trío de anotadoras Susana Aguilera, Armanda Luque y Laura Pita, con brindis posterior, en el trascurso de la tradicional copa de vino de hermandad, celebrada en esta ocasión en el Bar Aragón, porque siga la buena salud del baloncesto melillense en particular y del deporte en general.

Por parte de los federativos jugaron A. González, J. Centelles, M. Campaña, Lino Ferrer, Paco del Pino, A.M. Rodríguez y J.M. López, mientras que por la APDM lo hicieron Carlos Bustos, Juan Carlos Giz, Juanmi Pérez, Juan Carlos Platero, Jorge Casaña, Ricardo Fernández, J. Almansa y A. Sánchez.