Salim Abdelkader: “El choque del pasado sábado fue casi perfecto”

CVM 10-12-2018 - Voleibol

  • El técnico destaca que el CV Melilla “estuvo muy bien en todas las facetas"

El Club Voleibol Melilla demostró en Castellón que sigue en franca mejoría, ya que sus buenos resultados de las tres últimas jornadas le ha permitido distanciarse en 5 puntos de los puestos de descenso. Los melillenses consiguieron en la cancha del UBE L’Illa-Grau un gran triunfo (1-3) ante uno de los aspirantes a clasificar para la próxima edición de la Copa del Rey, dando muy buenas sensaciones en todas las facetas del juego.

Salim Abdelkader, entrenador del conjunto melillense, aseguró que su equipo realizó el mejor partido de la temporada en tierras castellonenses, aunque cree que en Santander también rindió a un gran nivel. "Ante el Textil Santanderina se hizo un buen papel, lo que pasa que no conseguimos la victoria, pero en dicho partido sí se cometieron errores, y el choque del pasado sábado fue casi perfecto, ya que el equipo estuvo muy bien en todas las facetas".

Además, resaltó la gran mejoría experimentada en el saque, faceta en la que el Club Voleibol Melilla ha flaqueado desde el inicio de Liga. "El equipo estuvo bastante bien en dicha faceta, pero está claro que te la tienes que jugar siendo agresivo en el saque. Es un riesgo alto en el que puedes cometer errores, pero el equipo sacó muy bien y además en momentos críticos supo sacar un gran rendimiento desde los nueve metros, aunque en recepción también estuvimos bien, ya que Kefrén Bravo y Mario Ferrera realizaron un encuentro impresionante".

También destacó el buen partido de todos sus jugadores en las demás facetas para poder neutralizar a un gran rival. "Sabíamos que el UBE L'Illa Grau contaba con jugadores fuertes en punta, pero nos centramos en dos de sus jugadores y nos salió bastante bien. Cada partido es un mundo y ahora nos toca enfrentarnos al Río Duero Soria en nuestra cancha, que por el centro tiene muy buen equipo, y además tanto el opuesto como el cuatro son muy buenos, pero a priori debe ser más fácil pararlos, aunque también depende de nuestro planteamiento, pero estoy viendo mejoría y más implicación".

A este respecto, consideró que hasta hace bien poco faltaba que dos o tres jugadores "estuvieran más implicados en el equipo y esta semana se ha hecho", aunque espera que vayan a más porque repercutirá positivamente en el conjunto melillense. "Habían jugadores que tenían una falta de confianza y han comenzado a encontrar su juego, sobre todo Najari Fernandes, que es de los más importantes del equipo, pero no estaba rindiendo, no estaba a gusto e incluso estaba pensando en marcharse, pero se está encontrándose bien y está aportando muchísimo, junto a Ouafi Hamza y Mario Ferrera, quien está brillando en todas las facetas, con mucho control del juego y experiencia".

"De igual modo, Juan Escalona lleva varios partido en línea ascendente, haciendo partidos impresionantes, mientras que los centrales están más implicados, lo que está posibilitando que el equipo mejore en defensa. Esta semana se ha bloqueado mucho y la defensa ha funcionado bastante bien", resaltó el técnico del conjunto melillense.

Por otro lado, Salim Abdelkader mantiene su opinión sobre el UBE L'Illa Grau, del que dijo antes del encuentro que era el rival más complicado de los tres que le quedaban por disputar a su equipo antes de parón navideño -los siguientes rivales serán el Río Duero Soria y el Barça Voleibol-. "Sigo pensándolo, pero tuvimos la suerte de parar a dos de sus puntas, a Toufik Mahjoubi y Óscar Prades, aunque no con el opuesto Pavel Kukartsev, que anotó 30 puntos, pero nos bastó con parar a los dos primeros, y además estuvimos bien en ataque".

No obstante, afirmó que el Club Voleibol Melilla ya está centrado en el Río Duero Soria. "Es un equipo mítico, que siempre ha estado peleando por entrar en la Copa del Rey y en el Play-Off por el título, pero esta temporada está más flojo y debemos aprovecharlo, aunque es verdad que siempre que ha jugado contra nosotros en casa nos ha dado un baño, excepto en nuestro primer año en la Superliga, en la que le ganamos por 3-2".

Salim Abdelkader: “El choque del pasado sábado fue casi perfecto”

  • El técnico destaca que el CV Melilla “estuvo muy bien en todas las facetas"

El Club Voleibol Melilla demostró en Castellón que sigue en franca mejoría, ya que sus buenos resultados de las tres últimas jornadas le ha permitido distanciarse en 5 puntos de los puestos de descenso. Los melillenses consiguieron en la cancha del UBE L’Illa-Grau un gran triunfo (1-3) ante uno de los aspirantes a clasificar para la próxima edición de la Copa del Rey, dando muy buenas sensaciones en todas las facetas del juego.

Salim Abdelkader, entrenador del conjunto melillense, aseguró que su equipo realizó el mejor partido de la temporada en tierras castellonenses, aunque cree que en Santander también rindió a un gran nivel. "Ante el Textil Santanderina se hizo un buen papel, lo que pasa que no conseguimos la victoria, pero en dicho partido sí se cometieron errores, y el choque del pasado sábado fue casi perfecto, ya que el equipo estuvo muy bien en todas las facetas".

Además, resaltó la gran mejoría experimentada en el saque, faceta en la que el Club Voleibol Melilla ha flaqueado desde el inicio de Liga. "El equipo estuvo bastante bien en dicha faceta, pero está claro que te la tienes que jugar siendo agresivo en el saque. Es un riesgo alto en el que puedes cometer errores, pero el equipo sacó muy bien y además en momentos críticos supo sacar un gran rendimiento desde los nueve metros, aunque en recepción también estuvimos bien, ya que Kefrén Bravo y Mario Ferrera realizaron un encuentro impresionante".

También destacó el buen partido de todos sus jugadores en las demás facetas para poder neutralizar a un gran rival. "Sabíamos que el UBE L'Illa Grau contaba con jugadores fuertes en punta, pero nos centramos en dos de sus jugadores y nos salió bastante bien. Cada partido es un mundo y ahora nos toca enfrentarnos al Río Duero Soria en nuestra cancha, que por el centro tiene muy buen equipo, y además tanto el opuesto como el cuatro son muy buenos, pero a priori debe ser más fácil pararlos, aunque también depende de nuestro planteamiento, pero estoy viendo mejoría y más implicación".

A este respecto, consideró que hasta hace bien poco faltaba que dos o tres jugadores "estuvieran más implicados en el equipo y esta semana se ha hecho", aunque espera que vayan a más porque repercutirá positivamente en el conjunto melillense. "Habían jugadores que tenían una falta de confianza y han comenzado a encontrar su juego, sobre todo Najari Fernandes, que es de los más importantes del equipo, pero no estaba rindiendo, no estaba a gusto e incluso estaba pensando en marcharse, pero se está encontrándose bien y está aportando muchísimo, junto a Ouafi Hamza y Mario Ferrera, quien está brillando en todas las facetas, con mucho control del juego y experiencia".

"De igual modo, Juan Escalona lleva varios partido en línea ascendente, haciendo partidos impresionantes, mientras que los centrales están más implicados, lo que está posibilitando que el equipo mejore en defensa. Esta semana se ha bloqueado mucho y la defensa ha funcionado bastante bien", resaltó el técnico del conjunto melillense.

Por otro lado, Salim Abdelkader mantiene su opinión sobre el UBE L'Illa Grau, del que dijo antes del encuentro que era el rival más complicado de los tres que le quedaban por disputar a su equipo antes de parón navideño -los siguientes rivales serán el Río Duero Soria y el Barça Voleibol-. "Sigo pensándolo, pero tuvimos la suerte de parar a dos de sus puntas, a Toufik Mahjoubi y Óscar Prades, aunque no con el opuesto Pavel Kukartsev, que anotó 30 puntos, pero nos bastó con parar a los dos primeros, y además estuvimos bien en ataque".

No obstante, afirmó que el Club Voleibol Melilla ya está centrado en el Río Duero Soria. "Es un equipo mítico, que siempre ha estado peleando por entrar en la Copa del Rey y en el Play-Off por el título, pero esta temporada está más flojo y debemos aprovecharlo, aunque es verdad que siempre que ha jugado contra nosotros en casa nos ha dado un baño, excepto en nuestro primer año en la Superliga, en la que le ganamos por 3-2".