Llegan los 70, llega Ramallets, llega Del Bosque… y llega el fútbol femenino

Antonio G. Jáuregui 10-07-2018 - Historia

  • En 1971 las mujeres empezaban a jugar al fútbol en Melilla y su promotor fue Antonio Escalona

  • Su debut se produjo el 20 de mayo de 1971 contra el Atlético de Marbella, al que vencieron por 4 a 3

Continuamos el repaso de la historia del balompié melillense y lo hacemos cambiando de década. Y empieza con visitas ilustres a la ciudad. En la primavera de 1970 visitaba Melilla, en funciones de descubridor de jóvenes talentos, el que fue gran portero del Barcelona FC y de la Selección Nacional, Antonio Ramallets.

En septiembre de ese mismo año se celebraba un torneo triangular de Feria, en el que participaron Os Belenenses de Portugal, Castellón y Melilla CF. Aquí había otra visita que a la postre tendría mucho que decir en nuestro fútbol. Con el equipo del Castellón venía un joven jugador cedido por el Real Madrid, no era otro que Vicente del Bosque, que luego como seleccionador nacional nos llevó a ser campeones de Europa y del Mundo. Esa fue la única ocasión en la que Del Bosque jugó en el Estadio Álvarez Claro como futbolista.

Al comenzar 1971 se producía un hecho singular y totalmente nuevo, nacía el fútbol femenino melillense. La mujer hasta entonces jugaba un papel mínimo en este deporte, que la relegaba a participar como espectadora y como mucho adquiría un papel protagonista realizando el saque de honor en partidos de fútbol masculinos. La iniciativa fue de Antonio Escalona, mítico futbolista de los años treinta y posteriormente muy ligado al deporte de nuestra ciudad. Aunque el proyecto no tuvo mucha continuidad en el tiempo, fue sin duda un avance para la mujer melillense.  

Su debut se produjo el 20 de mayo de 1971 contra el Atlético de Marbella al que vencieron por 4 a 3. Estas fueron las pioneras: Carmen Moya, Elena Requena, Choni, Sofía del Pino, Juani Quesada, Fernanda Flores, Begoña, Charito Guerrero, Ana Mari Cortés, Ana Mari, Angelines, Mari Ángeles Castillo, Pili, Paqui Cortés, Mari Carmen Flores, Carmencita, Trini Cuesta, Toñi Ruiz y Mari Francis.

Por aquel entonces el fútbol masculino también deparaba noticias. El CD. 501, un modesto equipo del Barrio Real, quedaba campeón en la categoría de Aficionados en la temporada 1971-72.

La temporada 1973-74 nos depararía otra novedad, Melilla contaría con dos equipos de fútbol en la Tercera División del fútbol nacional, el veterano Melilla CF y el recién ascendido Melilla Industrial. El día 11 de septiembre de 1973 se enfrentaban por primera vez en competición oficial con victoria de los novatos por 3 a 1.

En la siguiente temporada, la 1974-75, el fútbol profesional melillense continuaba dividido. El Industrial Melilla, que había descendido la temporada anterior, cedía el paso a otro nuevo equipo en la Tercera División, la Sociedad Deportiva Melilla. De nuevo dos equipos, estos últimos se encontraban el Melilla CF, que había conservado la categoría. 

Las entregas de trofeos al finalizar la temporada se duplicaban. En esta última, por ejemplo, recogían premio Algarte, por parte del Melilla CF, y Botella, por parte de la Sociedad Deportiva Melilla.

(Continuará…)

.

.

.

.

.

.

.

Llegan los 70, llega Ramallets, llega Del Bosque… y llega el fútbol femenino

  • En 1971 las mujeres empezaban a jugar al fútbol en Melilla y su promotor fue Antonio Escalona

  • Su debut se produjo el 20 de mayo de 1971 contra el Atlético de Marbella, al que vencieron por 4 a 3

Continuamos el repaso de la historia del balompié melillense y lo hacemos cambiando de década. Y empieza con visitas ilustres a la ciudad. En la primavera de 1970 visitaba Melilla, en funciones de descubridor de jóvenes talentos, el que fue gran portero del Barcelona FC y de la Selección Nacional, Antonio Ramallets.

En septiembre de ese mismo año se celebraba un torneo triangular de Feria, en el que participaron Os Belenenses de Portugal, Castellón y Melilla CF. Aquí había otra visita que a la postre tendría mucho que decir en nuestro fútbol. Con el equipo del Castellón venía un joven jugador cedido por el Real Madrid, no era otro que Vicente del Bosque, que luego como seleccionador nacional nos llevó a ser campeones de Europa y del Mundo. Esa fue la única ocasión en la que Del Bosque jugó en el Estadio Álvarez Claro como futbolista.

Al comenzar 1971 se producía un hecho singular y totalmente nuevo, nacía el fútbol femenino melillense. La mujer hasta entonces jugaba un papel mínimo en este deporte, que la relegaba a participar como espectadora y como mucho adquiría un papel protagonista realizando el saque de honor en partidos de fútbol masculinos. La iniciativa fue de Antonio Escalona, mítico futbolista de los años treinta y posteriormente muy ligado al deporte de nuestra ciudad. Aunque el proyecto no tuvo mucha continuidad en el tiempo, fue sin duda un avance para la mujer melillense.  

Su debut se produjo el 20 de mayo de 1971 contra el Atlético de Marbella al que vencieron por 4 a 3. Estas fueron las pioneras: Carmen Moya, Elena Requena, Choni, Sofía del Pino, Juani Quesada, Fernanda Flores, Begoña, Charito Guerrero, Ana Mari Cortés, Ana Mari, Angelines, Mari Ángeles Castillo, Pili, Paqui Cortés, Mari Carmen Flores, Carmencita, Trini Cuesta, Toñi Ruiz y Mari Francis.

Por aquel entonces el fútbol masculino también deparaba noticias. El CD. 501, un modesto equipo del Barrio Real, quedaba campeón en la categoría de Aficionados en la temporada 1971-72.

La temporada 1973-74 nos depararía otra novedad, Melilla contaría con dos equipos de fútbol en la Tercera División del fútbol nacional, el veterano Melilla CF y el recién ascendido Melilla Industrial. El día 11 de septiembre de 1973 se enfrentaban por primera vez en competición oficial con victoria de los novatos por 3 a 1.

En la siguiente temporada, la 1974-75, el fútbol profesional melillense continuaba dividido. El Industrial Melilla, que había descendido la temporada anterior, cedía el paso a otro nuevo equipo en la Tercera División, la Sociedad Deportiva Melilla. De nuevo dos equipos, estos últimos se encontraban el Melilla CF, que había conservado la categoría. 

Las entregas de trofeos al finalizar la temporada se duplicaban. En esta última, por ejemplo, recogían premio Algarte, por parte del Melilla CF, y Botella, por parte de la Sociedad Deportiva Melilla.

(Continuará…)

.

.

.

.

.

.

.