¡Aquel mayo de 1962 cuando el Melilla ascendió a Segunda División!

Antonio G. Jáuregui 21-06-2018 - Historia

  • El conjunto azulino eliminó en la primera eliminatoria al Imperial de Murcia y en la segunda se impuso al Albacete tras un tercer partido de desempate

Comenzamos el repaso futbolístico a la década de los 60, unos años inolvidables por el ascenso del Melilla CF a Segunda División, la aparición de las retransmisiones de televisión y por anécdotas que hoy recordamos.

El domingo 28 de agosto de 1960 el Melilla CF recuperaba su camiseta azul y pantalón blanco. Lo hacía en un partido amistoso jugado contra el Real Jaén de Segunda División. El resultado fue de 5 a 1 para los azulinos y fue, por lo tanto, un buen comienzo con los colores recuperados de la Unión.

En febrero de 1960 Paco Moya fichaba por el Real Madrid y un año más tarde, en marzo de 1961, era convocado por la Selección Española juvenil para un torneo UEFA.

En 1960 la televisión empezaba a retransmitir partidos de fútbol. La primera retransmisión que se hizo desde España al exterior fue un Real Madrid – Niza. Pero como se puede observar en la foto de El Telegrama que mostramos a la conclusión de estas líneas, la “tele” aun no llegaba a todos los hogares.

A finales de enero de 1961 el Melilla jugaba en La Línea. Al llevar una excelente trayectoria liguera, se desplazaron muchos aficionados y el partido fue retransmitido por radio para Melilla.

El día 6 de abril del mismo año el Melilla CF era invitado de nuevo a disputar un partido de fútbol amistoso contra el Real Madrid en el Santiago Bernabéu. Ganó el equipo madrileño por 12 a 0. En el mes de mayo se jugaba la fase de ascenso a Segunda División, cayendo en la primera eliminatoria a doble partido con los vascos del Galdácano, que vencieron en Melilla por 2 a 4 y se empató a 2 en el partido de vuelta.

Un Melilla CF, más rodado y mejor reforzado, iniciaba la temporada 1961-62 con la mirada puesta en el ascenso a Segunda. A esta temporada pertenece la anécdota ocurrida el día 29 de octubre de 1961, en un partido de la fase regular disputado en Álvarez Claro frente al Algeciras. Ese día el delantero centro azulino Agustín Rojas remataba de cabeza un balón chocando contra el poste de la portería contraria, que acababa roto. El árbitro anuló el gol, pero no hizo falta para el resultado final porque el Melilla CF venció por 3 a 0 y Rojas, aunque quedó conmocionado, pudo continuar jugando el partido.

Finalizada la fase regular, el Melilla CF quedó clasificado en segunda posición. Y en la espera para jugar la fase de ascenso, jugó en Melilla un partido amistoso contra el Núremberg, equipo de fútbol de la Segunda División alemana, y venció el equipo melillense por 3 goles a 1.

En mayo de 1962 comenzaba la fase de ascenso a Segunda División. La primera eliminatoria fue contra el Imperial de Murcia con resultados de 2 a 0 en Melilla y empate a 2 en tierras murcianas.

La segunda y definitiva eliminatoria correspondió jugarla contra el Albacete. Después de un doble empate a cero, hubo que jugar un tercer partido de desempate en campo neutral. El encuentro se disputó en el estadio de Vallecas. El Melilla CF ganó por 2 goles a 0, con goles de Agustín Rojas. Los azulinos aguantaron la expulsión del defensa Añil e incluso hubo un penalti parado por el portero Julio. En Melilla se desató una explosión de alegría. Nuestra ciudad contaba de nuevo, por segunda vez en la historia, con un equipo de fútbol en la Segunda División del fútbol nacional.

El día 8 de junio de 1962, día de la llegada de la expedición al puerto de Melilla en el barco Ciudad de Valencia, una ingente multitud, cifrada por El Telegrama en más de 15.000 personas, recibió al equipo. En la Iglesia del Pueblo se organizó un Te Deum y una Salve en honor a la Patrona y a continuación un desfile por la Avenida hasta llegar a la Calle Castelar, sede del club. Allí los futbolistas saludaron desde los balcones a los aficionados que abarrotaban la calle.  

(Continuará…)

.

.

.

.

.

.

.

.

.

.

.

.

¡Aquel mayo de 1962 cuando el Melilla ascendió a Segunda División!

  • El conjunto azulino eliminó en la primera eliminatoria al Imperial de Murcia y en la segunda se impuso al Albacete tras un tercer partido de desempate

Comenzamos el repaso futbolístico a la década de los 60, unos años inolvidables por el ascenso del Melilla CF a Segunda División, la aparición de las retransmisiones de televisión y por anécdotas que hoy recordamos.

El domingo 28 de agosto de 1960 el Melilla CF recuperaba su camiseta azul y pantalón blanco. Lo hacía en un partido amistoso jugado contra el Real Jaén de Segunda División. El resultado fue de 5 a 1 para los azulinos y fue, por lo tanto, un buen comienzo con los colores recuperados de la Unión.

En febrero de 1960 Paco Moya fichaba por el Real Madrid y un año más tarde, en marzo de 1961, era convocado por la Selección Española juvenil para un torneo UEFA.

En 1960 la televisión empezaba a retransmitir partidos de fútbol. La primera retransmisión que se hizo desde España al exterior fue un Real Madrid – Niza. Pero como se puede observar en la foto de El Telegrama que mostramos a la conclusión de estas líneas, la “tele” aun no llegaba a todos los hogares.

A finales de enero de 1961 el Melilla jugaba en La Línea. Al llevar una excelente trayectoria liguera, se desplazaron muchos aficionados y el partido fue retransmitido por radio para Melilla.

El día 6 de abril del mismo año el Melilla CF era invitado de nuevo a disputar un partido de fútbol amistoso contra el Real Madrid en el Santiago Bernabéu. Ganó el equipo madrileño por 12 a 0. En el mes de mayo se jugaba la fase de ascenso a Segunda División, cayendo en la primera eliminatoria a doble partido con los vascos del Galdácano, que vencieron en Melilla por 2 a 4 y se empató a 2 en el partido de vuelta.

Un Melilla CF, más rodado y mejor reforzado, iniciaba la temporada 1961-62 con la mirada puesta en el ascenso a Segunda. A esta temporada pertenece la anécdota ocurrida el día 29 de octubre de 1961, en un partido de la fase regular disputado en Álvarez Claro frente al Algeciras. Ese día el delantero centro azulino Agustín Rojas remataba de cabeza un balón chocando contra el poste de la portería contraria, que acababa roto. El árbitro anuló el gol, pero no hizo falta para el resultado final porque el Melilla CF venció por 3 a 0 y Rojas, aunque quedó conmocionado, pudo continuar jugando el partido.

Finalizada la fase regular, el Melilla CF quedó clasificado en segunda posición. Y en la espera para jugar la fase de ascenso, jugó en Melilla un partido amistoso contra el Núremberg, equipo de fútbol de la Segunda División alemana, y venció el equipo melillense por 3 goles a 1.

En mayo de 1962 comenzaba la fase de ascenso a Segunda División. La primera eliminatoria fue contra el Imperial de Murcia con resultados de 2 a 0 en Melilla y empate a 2 en tierras murcianas.

La segunda y definitiva eliminatoria correspondió jugarla contra el Albacete. Después de un doble empate a cero, hubo que jugar un tercer partido de desempate en campo neutral. El encuentro se disputó en el estadio de Vallecas. El Melilla CF ganó por 2 goles a 0, con goles de Agustín Rojas. Los azulinos aguantaron la expulsión del defensa Añil e incluso hubo un penalti parado por el portero Julio. En Melilla se desató una explosión de alegría. Nuestra ciudad contaba de nuevo, por segunda vez en la historia, con un equipo de fútbol en la Segunda División del fútbol nacional.

El día 8 de junio de 1962, día de la llegada de la expedición al puerto de Melilla en el barco Ciudad de Valencia, una ingente multitud, cifrada por El Telegrama en más de 15.000 personas, recibió al equipo. En la Iglesia del Pueblo se organizó un Te Deum y una Salve en honor a la Patrona y a continuación un desfile por la Avenida hasta llegar a la Calle Castelar, sede del club. Allí los futbolistas saludaron desde los balcones a los aficionados que abarrotaban la calle.  

(Continuará…)

.

.

.

.

.

.

.

.

.

.

.

.