UD Melilla y Extremadura UD empatan en un partido muy competido, pero sin apenas ocasiones (0-0)

Ignacio Samper 01-11-2017 - UD Melilla

  • Los de Manolo Herrero dominaron parte del encuentro, pero la mala elección en el último pase impidió que los tres puntos se quedaran en la ciudad autónoma

  • El Extremadura gozó de la mejor ocasión, pero la delantera visitante se encontró con una gran parada de Dani Barrio

La matinal del domingo se presentaba interesante con un partido entre dos de los equipos de arriba de la categoría. UD Melilla y Extremadura buscaban sumar tres puntos que les permitiera seguir entre los primeros de la clasificación, pero al final faltó la esencia del fútbol, los goles, y tampoco se dispusieron de ocasiones que enamoraran al público asistente.

La UD Melilla dominó una parte del partido, la otra lo hizo el Extremadura, que gozó de una buena oportunidad en la segunda parte. Pero la falta de acierto en el último pase impidió al equipo de Manolo Herrero a hacerse con los tres puntos.

Al final, y visto lo visto sobre el terreno de juego, el empate no sólo fue justo, sino que además supone sumar un punto ante un rival muy fuerte como es el extremeño. Además, los resultados de otros encuentros posibilitan que entre los seis primeros sólo haya tres puntos de diferencia.

Pocas ocasiones fueron las que se pudieron ver en los primeros 45 minutos. Tanto extremeños como melillenses buscaban la elaboración para intentar sorprender al rival, pero ambos técnicos, conocedores del potencial de su contrario, apostaron por no arriesgar y esperar su oportunidad.

Tras un inicio eléctrico por parte del conjunto de Almendralejo, los azulinos empezaron a hacerse con el control del esférico. Zelu lo intentó varias veces por su banda sin fortuna, mientras que los pupilos de Manolo Ruiz defendían las posesiones melillenses con mucho rigor táctico. El mismo que tenía la UD Melilla en las embestidas visitantes, que tampoco tuvieron recompensa.

La única ocasión destacable de esta primera mitad fue para el Extremadura UD en el minuto 17. Tras una falta lateral botada al segundo palo Pardo remató con poca fuerza ante la media salida de Dani Barrio. Por suerte para los intereses melillenses, el balón se fue manso cerca del palo izquierdo.

Conforme se acercaba el descanso, ninguno de los dos equipos arriesgó en demasía. Cada uno con sus armas buscaban acercarse a la meta rival. Boateng se mostraba participativo, pero le faltaba el último control para plantarse en un mano a mano con el portero extremeño y los visitantes lo intentaban a balón parado.

Una velocidad más

En la segunda mitad los chicos de Manolo Herrero salieron con una intensidad más para intentar adelantarse en el electrónico. Los primeros diez minutos fueron de claro dominio azulino y cuando dispusieron de los mejores acercamientos. Pedro Vázquez, en dos ocasiones intentó perforar la meta extremeña, pero en ambas situaciones el meta García evitó que el gol subiera al marcador.

Pero cuando más estaba dominando llegó la ocasión más clara del partido a favor del Extremadura. Tras medir Odei mal un salto en defensa, Barrera se logró meter en el área azulina para ceder el balón a Airam que entraba solo en el punto de penalti. El tiro del punta extremeño lo sacó con una gran estirada Dani Barrio, evitando que los visitantes se adelantaran.

Poco después fue Odei el que impidió que el tiro de Kike Márquez perforara la meta de la UD Melilla. A partir de ese momento, el respeto volvió a establecerse en terreno de juego y ninguno de los dos equipos querían perder lo que no ganaron en los minutos anteriores. Pese a ello, en una buena contra conducida por Lolo Garrido que le llegó a Rubén Martínez en la frontal, pero se entretuvo demasiado y su disparó fue desviado a córner por la defensa visitante.

Y así, hasta el final del encuentro los dos equipos hicieron un pacto de no agresión para que ninguno de los dos saliera perjudicado de un encuentro lleno de intensidad y control del juego, pero falto de ocasiones.

UD Melilla: 1. D. Barrio, 2. Pepe, 3. Jilmar, 4. A. Cruz, 5. Odei, 6. Lolo G., 7. Zelu, 8. J. Espinosa, 9. Yacine (16. Nacho Aznar, min. 84), 10. Boateng (17. R. Martínez, min. 71), 11. Pedro V (14. Nando, min. 79).

Extremadura UD: 1. García, 2. Aitor, 3. Candelas, 4. Pardo, 5. Borja, 6. Zarfino, 7. Jairo (17. Valverde, Min. 71), 8. Fran Miranda, 9. Airam C. (15. Willy, Min. 79), 10. Jesús Rubio (16. Á. Barrera, min. 54), 11. Kike M.

UD Melilla y Extremadura UD empatan en un partido muy competido, pero sin apenas ocasiones (0-0)

  • Los de Manolo Herrero dominaron parte del encuentro, pero la mala elección en el último pase impidió que los tres puntos se quedaran en la ciudad autónoma

  • El Extremadura gozó de la mejor ocasión, pero la delantera visitante se encontró con una gran parada de Dani Barrio

La matinal del domingo se presentaba interesante con un partido entre dos de los equipos de arriba de la categoría. UD Melilla y Extremadura buscaban sumar tres puntos que les permitiera seguir entre los primeros de la clasificación, pero al final faltó la esencia del fútbol, los goles, y tampoco se dispusieron de ocasiones que enamoraran al público asistente.

La UD Melilla dominó una parte del partido, la otra lo hizo el Extremadura, que gozó de una buena oportunidad en la segunda parte. Pero la falta de acierto en el último pase impidió al equipo de Manolo Herrero a hacerse con los tres puntos.

Al final, y visto lo visto sobre el terreno de juego, el empate no sólo fue justo, sino que además supone sumar un punto ante un rival muy fuerte como es el extremeño. Además, los resultados de otros encuentros posibilitan que entre los seis primeros sólo haya tres puntos de diferencia.

Pocas ocasiones fueron las que se pudieron ver en los primeros 45 minutos. Tanto extremeños como melillenses buscaban la elaboración para intentar sorprender al rival, pero ambos técnicos, conocedores del potencial de su contrario, apostaron por no arriesgar y esperar su oportunidad.

Tras un inicio eléctrico por parte del conjunto de Almendralejo, los azulinos empezaron a hacerse con el control del esférico. Zelu lo intentó varias veces por su banda sin fortuna, mientras que los pupilos de Manolo Ruiz defendían las posesiones melillenses con mucho rigor táctico. El mismo que tenía la UD Melilla en las embestidas visitantes, que tampoco tuvieron recompensa.

La única ocasión destacable de esta primera mitad fue para el Extremadura UD en el minuto 17. Tras una falta lateral botada al segundo palo Pardo remató con poca fuerza ante la media salida de Dani Barrio. Por suerte para los intereses melillenses, el balón se fue manso cerca del palo izquierdo.

Conforme se acercaba el descanso, ninguno de los dos equipos arriesgó en demasía. Cada uno con sus armas buscaban acercarse a la meta rival. Boateng se mostraba participativo, pero le faltaba el último control para plantarse en un mano a mano con el portero extremeño y los visitantes lo intentaban a balón parado.

Una velocidad más

En la segunda mitad los chicos de Manolo Herrero salieron con una intensidad más para intentar adelantarse en el electrónico. Los primeros diez minutos fueron de claro dominio azulino y cuando dispusieron de los mejores acercamientos. Pedro Vázquez, en dos ocasiones intentó perforar la meta extremeña, pero en ambas situaciones el meta García evitó que el gol subiera al marcador.

Pero cuando más estaba dominando llegó la ocasión más clara del partido a favor del Extremadura. Tras medir Odei mal un salto en defensa, Barrera se logró meter en el área azulina para ceder el balón a Airam que entraba solo en el punto de penalti. El tiro del punta extremeño lo sacó con una gran estirada Dani Barrio, evitando que los visitantes se adelantaran.

Poco después fue Odei el que impidió que el tiro de Kike Márquez perforara la meta de la UD Melilla. A partir de ese momento, el respeto volvió a establecerse en terreno de juego y ninguno de los dos equipos querían perder lo que no ganaron en los minutos anteriores. Pese a ello, en una buena contra conducida por Lolo Garrido que le llegó a Rubén Martínez en la frontal, pero se entretuvo demasiado y su disparó fue desviado a córner por la defensa visitante.

Y así, hasta el final del encuentro los dos equipos hicieron un pacto de no agresión para que ninguno de los dos saliera perjudicado de un encuentro lleno de intensidad y control del juego, pero falto de ocasiones.

UD Melilla: 1. D. Barrio, 2. Pepe, 3. Jilmar, 4. A. Cruz, 5. Odei, 6. Lolo G., 7. Zelu, 8. J. Espinosa, 9. Yacine (16. Nacho Aznar, min. 84), 10. Boateng (17. R. Martínez, min. 71), 11. Pedro V (14. Nando, min. 79).

Extremadura UD: 1. García, 2. Aitor, 3. Candelas, 4. Pardo, 5. Borja, 6. Zarfino, 7. Jairo (17. Valverde, Min. 71), 8. Fran Miranda, 9. Airam C. (15. Willy, Min. 79), 10. Jesús Rubio (16. Á. Barrera, min. 54), 11. Kike M.