“Necesitamos ganar para afrontar los próximos dos partidos con más tranquilidad”

I.S.V./D.G.A. 27-10-2017 - UD Melilla

  • Herrero anuncia que, al haber tres partidos en una semana, habrá que sacar a gente de refresco en los onces

  • Borja López ya ha salido de la enfermería aunque está entrenando a un ritmo más bajo que sus compañeros

La UD Melilla vuelve a escena el próximo domingo en casa del CD El Ejido 2012. Un rival que a pesar de encontrarse en zona de descenso con 10 puntos, ha sido capaz de lograr ocho de esos puntos en su campo ante rivales de entidad como el Écija, Cartagena, el Badajoz y el Lorca Deportiva. Pero a pesar de esta situación de la tabla, el míster melillense, Manolo Herrero, asegura que se trata de un partido difícil y de los más peligrosos que va a disputar su equipo.

Tras el palo que se llevó el conjunto unionista ante el Écija, Herreros asegura que tras la victoria ante el Recreativo de Huelva la plantilla ha vuelto a recuperar la moral y esta semana ha entrenado a buen ritmo. Únicamente contará con la baja de Álex Cruz, ya que Borja López ya ha salido de la enfermería aunque reconoce que “está entrenando a un ritmo más bajo que sus compañeros”.

El técnico de la UD Melilla asevera que lograr una victoria en Almería será muy importante “para afrontar los próximos dos partidos con más tranquilidad”. Y es que, el conjunto azulino jugará tres partidos en una semana, algo a lo que “un jugador de Segunda B no está acostumbrado”, apostilla Herrero. Por ello, resalta que esta situación trastoca los planes de entrenamientos, así como los onces iniciales de cada encuentro. “Contaremos con jugadores de refresco para evitar que haya recaída en las lesiones”, indica el entrenador a sabiendas de la exigencia de estos tres partidos ligueros.

Y para empezar con buen pie, nada mejor que ganar al CD El Ejido en su campo. La clave para traerse los tres puntos de tierras almerienses pasa por “mantener nuestra identidad y no hacer una segunda parte como la de Écija”.

“Necesitamos ganar para afrontar los próximos dos partidos con más tranquilidad”

  • Herrero anuncia que, al haber tres partidos en una semana, habrá que sacar a gente de refresco en los onces

  • Borja López ya ha salido de la enfermería aunque está entrenando a un ritmo más bajo que sus compañeros

La UD Melilla vuelve a escena el próximo domingo en casa del CD El Ejido 2012. Un rival que a pesar de encontrarse en zona de descenso con 10 puntos, ha sido capaz de lograr ocho de esos puntos en su campo ante rivales de entidad como el Écija, Cartagena, el Badajoz y el Lorca Deportiva. Pero a pesar de esta situación de la tabla, el míster melillense, Manolo Herrero, asegura que se trata de un partido difícil y de los más peligrosos que va a disputar su equipo.

Tras el palo que se llevó el conjunto unionista ante el Écija, Herreros asegura que tras la victoria ante el Recreativo de Huelva la plantilla ha vuelto a recuperar la moral y esta semana ha entrenado a buen ritmo. Únicamente contará con la baja de Álex Cruz, ya que Borja López ya ha salido de la enfermería aunque reconoce que “está entrenando a un ritmo más bajo que sus compañeros”.

El técnico de la UD Melilla asevera que lograr una victoria en Almería será muy importante “para afrontar los próximos dos partidos con más tranquilidad”. Y es que, el conjunto azulino jugará tres partidos en una semana, algo a lo que “un jugador de Segunda B no está acostumbrado”, apostilla Herrero. Por ello, resalta que esta situación trastoca los planes de entrenamientos, así como los onces iniciales de cada encuentro. “Contaremos con jugadores de refresco para evitar que haya recaída en las lesiones”, indica el entrenador a sabiendas de la exigencia de estos tres partidos ligueros.

Y para empezar con buen pie, nada mejor que ganar al CD El Ejido en su campo. La clave para traerse los tres puntos de tierras almerienses pasa por “mantener nuestra identidad y no hacer una segunda parte como la de Écija”.